descubrieron África con nosotros...

            Si bien ya te adelanté nuestra entera satisfacción con todo tu trabajo, no quería dejar de contarte algunos detalles que hicieron de nuestra estadía un viaje incomparable.

 

En Johanesburgo, aunque fue una visita rápida, pudimos ver los contrastes de esa gran ciudad y aprender un poco de su historia.

La llegada a Kapama ya nos vaticinó nuestra espectacular estadía. Estaban unas leonas descansando a la vera de nuestro  camino al lodge!

El hotel fue maravilloso y hasta ese momento lo creíamos  insuperable.

Con un auto solo para nosotros, pudimos ver los Big Five, hasta el leopardo que es la figurita mas difícil.

Ya no creíamos que nada nos pudiera sorprender en Hamiltons Camp, pero nos equivocamos. Si bien estar dentro del Kruger tiene la desventaja que los animales no los ves tan cerca (los autos no pueden salirse de los caminos preestablecidos), y tampoco vimos leones; el hecho de parar  en las carpas de lujo nos hizo vivir una experiencia incomparable. Además con la personalizada atención, nos sentimos transportados a una película.”

  Familia Mindlis Serlik

- Argentina -